Menu

Atardecer en el puerto

Atardecer en el puerto

/Marisi Moreau

¡Qué bello atardecer en el puerto;

el sol, ya lento, se desgrana,

las sirenas de los prácticos

acompañan al barco a la bocana.

Preñado va su vientre

con gran diversidad de mercancía,

las gaviotas ruidosas e indolentes

vuelan en falsa y sutil desarmonía,

se posan en el barco, sobre el puente

mientras miro extasiada

el fabuloso color púrpura oscuro

que arrastra el sol en su caída.

Me asisten los árboles del parque

que asoman tras el etéreo muro

 a pocos metros de la orilla.

Lentamente se acalla ese batir de alas

de las palomas, en la penumbra, pálidas;

solo oigo lejanos sus arrullos…

llega la noche, mi sosiego, mi paz

y mi letargo en su murmullo

ver caer la tarde es un prodigio

en el precioso puerto de mi Málaga

volver arriba